Vista creada el 17/11/2019 a las 18:23 h

Google y la gripe

11 enero 2019
Fuente: 
Elaboración propia a partir de varias fuentes.
Se busca aprovechar los flujos de información que circulan en cantidades ingentes en las redes sociales para rastrear y predecir la evolución de la gripe

Contar con información de calidad y en tiempo real es crucial para que las autoridades de salud pública tomen las decisiones más oportunas y con capacidad de impacto en la salud, el bienestar y las percepciones de la población. En el caso de los brotes epidémicos y las emergencias de salud pública, es vital para plantear una respuesta eficaz y sólida.

Los sistemas tradicionales de vigilancia epidemiológica de la evolución de una enfermedad infecciosa se basan en el análisis de la información proporcionada por distintas fuentes centinela. Este sistema habitualmente necesita un mínimo de 1 a 3 semanas para rendir resultados trasladables al ámbito asistencial del sistema sanitario y a la población.

Las redes sociales (RR. SS.) y los grandes operadores de internet cuentan con una cantidad ingente de información procedente de miles de millones de usuarios y de sus interacciones. Hace ya años que se busca usar el potencial de esta información para predecir la aparición y seguir la evolución de brotes epidémicos.

La gripe es una de las enfermedades de mayor impacto global en Europa [1] (bienestar, salud, coste económico y social). Llega puntualmente en cada invierno y con el pico de incidencia [2] pone en tensión extrema a todo el sistema sanitario. El incremento de mortalidad relacionada con la gripe [3] se traduce en un número importante de víctimas mortales cada año. Conocer con cierta anticipación la aparición y evolución de la gripe estacional serviría para optimizar los recursos y mejorar los resultados en salud.

Fuentes de información sobre la gripe

Las fuentes de información [4] más importantes para seguir la evolución de la gripe estacional son:

  • Sistema de vigilancia de la gripe de España [5], a cargo del Centro Nacional de Epidemiología. Desde la semana 40 de cada año (primeros de octubre) a la semana 20 del siguiente (abril) emite informes semanales, cada jueves, con la información recopilada hasta el final de la semana previa. Tiene un servicio de suscripción para recibir, vía correo electrónico, estos informes.
  • Flu News Europe [6] es una iniciativa conjunta del ECDC [7]  y de la Oficina Europea de la OMS [8]. Muestra un resumen semanal de la actividad gripal y los aislamientos realizados en la región europea, así como información específica de la red de atención primaria, casos graves y mortalidad, tanto en conjunto para la región como para cada país (aquí [9], la información de España), mediante gráficas de gran claridad.
  • La OMS ofrece dos plataformas de información: FluNet e Influenza Updates. FluNet [10] se nutre de la información remitida por múltiples sistemas de vigilancia y laboratorios de referencia, y agrupa la información en gráficas globales, por regiones geográficas y países, sobre todo relativas a los aislamientos virológicos [11]. Influenza Updates [12] muestra información epidemiológica a partir de múltiples fuentes y un resumen quincenal de la situación (véase el correspondiente al 7 de enero [13] pasado).

Papel de las redes sociales en la predicción de la evolución de la gripe estacional

[14]Google Flu Trends

En 2008 Google lanzó dos aplicaciones de Google Trends adaptadas específicamente a la gripe y el dengue (Google Flu Trends [15] y Google Dengue Trends). En el caso del dengue, la aplicación parece poder ser útil para complementar los sistemas tradicionales de vigilancia (Trop Med Infect Dis. 2018;3(4):E118 [16]). Sin embargo, en el caso de la gripe, resultó ser un fiasco, por lo que el gigante de internet suspendió ambas aplicaciones [17] en 2015.

El lanzamiento de Google Flu Trends fue avalado por el CDC estadounidense y acogido con elevadas expectativas (Nature. 2009;457:1012-4 [18]). Se basaba en la presunción de la correlación entre la frecuencia de búsquedas relacionadas con el término gripe y el número de consultas médicas por gripe, de forma que, de ser así, la herramienta de Google serviría como un indicador de la actividad de la enfermedad en la comunidad. Sin embargo, los resultados no acompañaron y se vio que Google Flu Trends sobreestimaba en mucho la actividad real, medida a través de la metodología tradicional de los CDC.

[19]

Algunos autores consideraron que los fallos de la herramienta de Google representaban la ”arrogancia del big data“, que partían de que “pueden sustituir, en lugar de complementar, a la recopilación de datos y el análisis tradicional”. También se criticó la falta de transparencia de los algoritmos y los procesos a los que se someten los datos, lo cual no es compatible con las buenas prácticas de investigación comúnmente aceptadas (Science. 2014;343:1203-5 [20]). Javier Salas (Materia, El País, 27 de marzo de 2014 [21]) lo definió como “El gripazo de Google muestra las flaquezas del big data”, y resaltó que la cuestión no es solo la cantidad de datos, sino también, e inseparablemente, importa el proceso de transformación de los datos crudos en información.

Google Trends

No obstante, Google Labs mantiene activa la herramienta genérica “Google Trends” o tendencias de búsqueda de Google [22] que muestra los términos de búsqueda más populares del pasado reciente y gráficas que representan con cuánta frecuencia se realiza una búsqueda de un término concreto en distintas regiones del mundo.

Con el término “gripe”, en el periodo de octubre de 2017 a abril de 2018 en España, Google Trends [14] devuelve la siguiente gráfica de tiempo:

 

 

Y comparando la imagen anterior con la publicada por el Centro Nacional de Epidemiología (a continuación) se observa una tendencia superponible.

[23]

Pero si se la compara con la evolución de la incidencia de la gripe en los grupos de edad de 0-4 y 5-14 años [24], parece observarse que Google Trends anticipa unos días la evolución de la misma en este grupo etario.

Aplicación de Google Trends a la gripe actual

Google Trends aplicado al término "gripe" en España y en los últimos 12 meses:

 

El informe del Sistema de Vigilancia de la gripe en España correspondiente a la semana que acabó el día 6 de enero de 2019 [25] (1/2019) indica un nivel de intensidad de la incidencia de la gripe aún a nivel no epidémico (47,6 casos/100·000) globalmente, pero creciendo. En semanas previas el umbral epidémico (55,5/100·000) se superó en las comunidades de Cantabria, Navarra, País Vasco y Melilla, y en Baleares en la última semana.

Es previsible que la reanudación de la actividad escolar contribuya decisivamente al aumento de la actividad gripal [24] a partir de esta misma semana (2/2019).

Perspectivas futuras

Desarrollar sistemas fiables de predicción de la aparición y evolución de brotes y epidemias mediante el rastreo del flujo de información en internet es un objetivo largamente buscado e investigado (Theor Biol Med Model. 2018;15(1):2 [26]); también las búsquedas en Wikipedia [27] y, sobre todo, en Twitter [28] están siendo exploradas con este fin. Los sistemas que combinan distintas fuentes y plataformas parece dar resultados más fiables, pero tienen el inconveniente de su mayor complejidad y difícil viabilidad (PLoS Comput Biol. 2018;14(2):e1005910 [29]).

El caso es que los resultados no acaban de llegar, pues se enfrentan a múltiples dificultades, como el diseño de los algoritmos apropiados y su reproductibilidad en diversos escenarios, la disponibilidad de suficiente potencia de cálculo a un coste asequible, las reticencia a la compartición de datos por parte de empresas privadas y entidades oficiales, la dependencia de empresas o de tecnologías con derechos reservados, las resistencias de los usuarios a permitir su geolocalización y la fiabilidad de esta, etc. Las posibilidades, pero también las dificultades, son inmensas. Habrá que esperar.

-oOo-

Más información:

  • Sistemas de seguimiento e información dependientes de los servicios autonómicos de salud.